‘Changarro’: ¿opción de emprendimiento?

Los llamados ‘chagarros’ son uno de los canales de consumo más fuertes de México, de acuerdo con un estudio del Centro Pulso, de Accenture, que arroja que este tipo de negocios emplea a 1.7 millones de personas.

El documento explica que en el país existen más de 850,000 de estos establecimientos, y 58.9% de ese total es liderado por mujeres.

En estas ‘tienditas’ usualmente trabajan dos personas, cuya jornada laboral tiene una duración de hasta 18.9 horas diarias. Las ventas de estos pequeños negocios están compuestas en 82% por bebidas, abarrotes, cigarros, lácteos, botanas y otros productos, con un inventario promedio de 27 días. Los sábados son los días de la semana en que más venden (13%) seguidos de los días de quincena (4%).

Incluso cuando los changarros en México presentaron un crecimiento de más de 3.3% en 2011, existen estrategias de profesionalización que pueden impulsar su desarrollo para alcanzar al de las tiendas de conveniencia, que en 2011 tuvieron un crecimiento aproximado de 9%.

De acuerdo con la última Encuesta Nacional de Micronegocios (ENAMIN), elaborada por el INEGI, muchas veces las pequeñas empresas como ‘tienditas’ y ‘changarros’ tienen pocas oportunidades de crecer porque no nacen como un proyecto empresarial, sino como alternativa de autoempleo ante la pérdida del trabajo asalariado, por lo que los empresarios muchas veces están dispuestos a tener un nuevo puesto en una empresa en cuanto surja otra oportunidad.

Este sondeo indica que los principales motivos por los que surgen las ‘tienditas’ son complementar el ingreso familiar, por tradición o por no encontrar un empleo como asalariado.

Pese a estos datos, el estudio de Accenture afirma que las ‘tienditas’ pueden generar un mayor tráfico para incrementar sus ingresos, pues mientras que los ‘changarros’ generan 131 ventas por día, las tiendas de conveniencia generan, en promedio, 770 tickets diarios.

“Destaca que 79% de los clientes consume el producto en la misma tienda, por lo que hay ahí una oportunidad tanto para el tendero, como para el fabricante para implementar estrategias o promociones que generen una mayor lealtad”, señala el documento.

La venta de tiempo aire y el pago de servicios son algunas alternativas para generar tráfico y, en consecuencia, incrementar incluso al 100% las ventas mensuales.

“El canal tradicional representa una gran oportunidad, pero también un gran reto para las empresas de productos de consumo masivo, ya que tienen necesidades muy específicas en cuanto a expectativas de entrega, crédito, asesoría, activos y herramientas de merchandising y pagos,” señala Luis Gómezchico, socio responsable de la práctica de Productos de Consumo de Accenture México.

El Centro Pulso de Accenture tiene como objetivo estudiar y generar inteligencia en torno a la Industria de productos de consumo, haciendo especial foco en uno de los sectores más dinámicos y menos analizados: el canal tradicional, mejor conocido como ‘changarro’, de manera que tanto los tenderos como los fabricantes de productos de consumo cuenten con información relevante para mejorar sus estrategias de venta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s